Inflación dispara el precio de las cenas navideñas: Anpec 

Redacción
2021-12-15

El precio de los tradicionales romeritos, que son identificados como hortalizas, acumula un incremento de 22.85% anual.

 


https://www.eleconomista.com.mx

 

Consecuencia de la inflación, las familias mexicanas tendrán que pagar 27% más para comprar los alimentos que formarán parte de su cena navideña este año, según estimaciones de la Alianza Nacional de Pequeños Comerciantes (Anpec).

 

De acuerdo con un estudio de mercado levantado en las primeras dos semanas de diciembre, un presupuesto de cena para 10 personas, asumiendo un menú preparado en casa, que incluya pierna de cerdo, pasta, ensalada, pavo relleno, romeritos, refrescos familiares y pasteles, las familias desembolsarían este año unos 8,000 pesos.

 

Este presupuesto supera en 27% los 6,287 pesos que costó el año pasado.

 

Siguiendo un análisis de la Anpec, se puede observar que los hogares mexicanos que decidan guisar dos kilos de romeritos, cuya preparación incluye mole, papas, chícharos, nopales y camarones, tendrán que desembolsar unos 150 pesos. El año pasado, cocinar este mismo platillo tenía un costo de 120 pesos.

 

Información del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) evidencia que al paso de 11 meses, el precio del camarón ha subido 12.72%; mientras el del mole y salsas ha aumentado 7.32% y el de nopales 5.53% anual.

 

Así, el precio de los tradicionales romeritos, que son identificados como hortalizas, acumula un incremento de 22.85% anual.

 

Preparar seis litros de ponche, que contiene manzanas, guayabas, tejocotes, cañas, canela, flor de jamaica o tamarindo y piloncillo, tiene hoy un costo de 300 pesos, una cifra que contrasta con los 250 pesos que se erogaban el año pasado.

 

Los datos del Inegi muestran que las frutas traen una variación anual de 18.44%, al mes de noviembre, donde nada más la manzana trae una fluctuación del precio también a 12 meses, de 23.73 por ciento.

 

Inflación según ingresos

 

La inflación no pega igual a todos los estratos de ingreso. Tal como lo explicó el presidente del Inegi, Julio Santaella, los patrones de gasto suelen ser heterogéneos, de ahí la necesidad de hacer estratificaciones según los ingresos y gastos.

 

Información del mismo Inegi muestra que las familias que ingresan entre uno y tres salarios mínimos al mes, han percibido una inflación de 7.75% anual al corte de noviembre.

 

El investigador de Saver, Luis Pérez Lezama advierte que la inflación está impidiendo la asequibilidad para una dieta saludable.

 

Vamos a empezar a tener un problema de calidad, cantidad e inocuidad en la alimentación, y sugirió sembrar huertos caseros, en balcones, azoteas y jardines”.

La información del Inegi muestra que los hogares del estrato de gasto más alto, superior a los seis salarios mínimos, han percibido en el mismo lapso anual una variación de 7.21% en la inflación.

Comentarios sobre esta nota

Opiniones sobre esta nota